Josué Edmundo Lemus, exministro de Comunicaciones y ahora diputado oficialista, aprobó un mes antes de dejar la cartera, un incremento por Q50.5 millones del valor inicial a los trabajos de mejoramiento de la carretera a Tajumulco – aldea Tocache, San Pablo, San Marcos. El proyecto subió a Q353.3 millones que equivale al 140% del valor original adjudicado a la constructora SCM de Alejandro Matheu Escamilla, exfinancista del expresidente Jimmy Morales y amigo del exministro de Comunicaciones, José Luis Benito, prófugo de la justicia, luego de que fueran hallados Q122 millones en efectivo en una casa de la Antigua Guatemala vinculados con él.

Este proyecto se construye en el lugar en donde la semana pasada se registró derrumbe de gran proporción y que dejó una persona muerta y varios vehículos soterrados.

El acuerdo ministerio que alteró el valor de la obra justifica el alza “derivado del incremento en las cantidades de renglones de trabajo” debido a las condiciones naturales del suelo halladas en el lugar.  No obstante, explica el documento, el proyecto se redujo en 2.6 kilómetros, con los trabajos quedaron en 20.1 kilómetros, así mismo se licita la ampliación del Puente Canajú.

 

La empresa hacía excavaciones en el lugar del derrumbe, había advertido según se lee en el documento del Ministerio de Comunicaciones, que el área de trabajo era complicada por las proporciones de rocas.

Rafel Cash, presidente del Consejo de Desarrollo Comunitario de Tuiquinque, Tajumulco, señala que solo se reportó la muerte de un joven de 23 años de la comunidad y que era trabajador de la constructora, pero no tienen reportes de otras personas desaparecidas, Y sobre los trabajos en el área comenta:

Ahí estaban construyendo una carretera de Tajumulco para San Pablo, entonces legalmente no sabemos quién es el responsable -del derrumbe- si el Gobierno o quién.

José Chávez, alcalde de Tajumulco, señala que hace un mes la empresa había empezado a cortar la montaña, por lo que los primeros análisis apuntan a causas asociadas a los trabajos que la constructora realizaba en el área:

Se va a pedir que el seguro que cubre la construcción de la carretera para resarcir a las personas que salieron perjudicadas, el ministro de Comunicaciones ya dijo que se puede hacer uso de esa póliza, cubre un mínimo de Q80mil a los que resulten afectados.  Pero debido a las lluvias que han caído el suelo estaba húmedo. ConCriterio solicitó a la cartera una confirmación a lo dicho por el alcalde, pero no hubo respuesta.

Hasta el viernes y con 90 % de la tierra removida se habían ubicado cinco motos y 6 carros y según el alcalde no se ubicaron personas dentro de los automóviles, se cree que las personas pudieron abandonar sus vehículos antes de que la tierra los alcanzara. Sobre la carretera, aún en construcción, cayeron unas 100 toneladas de tierra y rocas que ocuparon unos 300 metros.