Recibe los #ReportesConCriterio de Henry Bin, directo en tu buzón.

Al menos 30 de 100 viviendas del condominio La Fontana en la zona 4 de Mixco están afectadas por daños en su infraestructura debido a las inundaciones provocadas por las lluvias del pasado martes.

La pregunta de los vecinos es ¿quién cubrirá los gastos del desastre? ¿la desarrolladora acaso o el mismo propietario?

Un inquilino del complejo residencial, cuya casa no fue afectada, pero quien declinó de proporcionar su nombre para esta nota, señala que el daño se debe a la falta de mantenimiento de los drenajes y señala que el problema no es nuevo:

En la época de Amílcar -Rivera- él rompió todo ahí y amplió la tubería y quedó todo bien; hubo dos inviernos en que no pasó nada, pero lo que hizo falta ahora fue limpieza. Ha pasado como 3 veces y antes la pared perimetral no era de block, sino prefabricada y también se cayó, y con la nueva tubería pensaron que ya no iba a pasar.

El vecino no desconfía de la ingeniería ni diseño en la construcción del proyecto.

Víctor Cabrera, un ingeniero desarrollador de viviendas, cree al igual que el habitante de La Fontana, que la causa está en el descuido de la infraestructura pública, además de otras:

Para mí ahí influyeron varios factores:

  1. Infraestructura deficitaria municipal
  2. Problemas culturales de limpieza
  3. Y con el desarrollo, muchas áreas que antes absorbían el agua, ahora se han impermeabilizado, entonces cuando llegan grandes corrientes de agua, suceden desastres. Otro tema es el cambio climático, lo que no llovió en un día, se vendrá con más fuerza.

Este caso, como otros antecedentes, presenta para los desarrolladores de vivienda del país nuevos panoramas y desafíos a la hora de crear proyectos dice Cabrera:

 “Los desarrolladores ya no podemos planear a tan corto plazo, tenemos que estar conscientes de lo que está ocurriendo y tomar medidas de seguridad mucho mayores. Supóngase que yo hice un estudio y la infraestructura de ese momento era la adecuada para las lluvias de esa época, probablemente con otros que se hicieron después, se fue saturando más el suelo: con lluvias más intensas y sin invertir en infraestructura. Entonces, si antes me quedaba bien un factor de seguridad de 10 ahora habrá que hacerlo de 20 porque están cambiando muchas cosas”.

¿Cómo elegir vivienda?

Problemas de infraestructura pública, aspectos de la naturaleza como tormentas y sismos son las principales amenazas para las edificaciones comenta el desarrollador y a continuación enumera algunas recomendaciones a tomar en cuenta a la hora de elegir vivienda para comprar o rentar:

  • Si hay un lugar que a mí me interesa y está próximo a un barranco, entonces debe preguntar qué estudios de suelo han hecho que me aseguren que la tierra está estable.
  • ¿Qué tratamiento le van a dar a los taludes?
  • ¿Cómo van a asegurar que el barranco que está vegetado se va a seguir manteniendo así? porque el problema viene cuando se tala, y eso lo tiene que garantizar el desarrollador. 
  • Si estoy cerca de una ladera o yo estoy en la parte de abajo, que no me digan “yo voy a poner una pared ahí” ¿y si llueve más, y sí hay bajadas de agua?

Además, señala que si ya es propietario de una vivienda, se le debe dar mantenimiento periódico para evitar el deterioro:

Es fundamental el mantenimiento, porque la lluvia puede provocar desastres: porque no impermeabilizó, porque no selló las ventanas. Por ejemplo, en el condominio donde yo vivo, todos los años con el inicio del invierno va la cuadrilla de gente a limpiar drenajes, verificar que estén bien y que se le esté dando mantenimiento a la infraestructura. Y con la parte estructural en el tema de los sismos: verificar si hay grietas o fisuras; y cuando hay cierta profundidad, pedir la evaluación de un experto.

Asegurar las viviendas y comprar mediante fondos de garantía son otras recomendaciones para evitar complicaciones.