El presidente Alejandro Giammattei enfrenta su primer gran reto del 2021: el financiamiento de la vacuna para inmunizar a la población contra el Covid-19. El mandatario envió el martes al Congreso de la República una iniciativa de ley para proponer mecanismos de esta compra. El Ejecutivo requiere Q1.5 millardos: Q700 millones de saldos de los préstamos de emergencia del Coronavirus y Q800 millones mediante deuda.

La comisión permanente del Congreso anunció que convocará a una sesión extraordinaria el próximo martes, a dos días de que arranque el período ordinario de sesiones. Estos diputados que demostraron reunir más de 105 votos para aprobar presupuesto, se proponen ahora aprobar de urgencia el endeudamiento para las vacunas.

Los bloques opositores señalan que hay dinero y no es necesario adquirir más deuda.

La disponibilidad financiera aún no está clara, lo cierto es que el gobierno no ejecutó en 2020 el total del presupuesto. La Unidad Nacional de la Esperanza (UNE) calcula que hay Q11.1 millardos en saldos. Hoy está citado Álvaro González Ricci, ministro de Finanzas, con los diputados de este bloque. Carlos Barreda, integrante de dicha bancada:

“Nosotros entendemos que el Gobierno necesita de esos saldos de caja para que empiece a funcionar el Estado, pero lo que necesitamos saber es cuánto se dejó de ejecutar y de ahí se logran identificar los Q.1.5 millardos, que se usen en su totalidad para evitar seguir endeudándonos (…) Nosotros evaluamos que solo de los Q2 millardos que el Crédito Hipotecario Nacional (CHN) tenía dejó de ejecutar Q700 millones -solo ahí- pero hay que ver cuánto no se usó el ministerio de Economía en el programa de Protección al Empelo, en Desarrollo Social en los bonos y el ministerio de Salud que tienen disponibilidad de Q300 millones”.

 

Trasladar dinero de privilegio a vacunas

Los bloques están claros en que la vacuna es urgente, pero no a través de deuda.

La bancada Victoria presentó ayer una iniciativa de ley propone garantizar la vacunación gratuita. Para el financiamiento se propone el uso de dinero no ejecutado, además, eliminar privilegios a funcionarios. Manuel Rivera, diputado de este grupo:

En el artículo 4 sobre el financiamiento establecemos retirarle el seguro de salud a todos los funcionarios, que al año se erogan Q125 millones, para acumular más dinero, porque no solo es la compra, sino la cadena de frío y sabemos que los ministerios han ejecutado entre 70 y 80%, entonces debemos recoger todo eso, no más endeudamiento.

Este diputado también tiene sus cálculos:

Si vamos sumando de cada ministerio, más los seguros que deben ser retirados, hablamos de Q980 millones, que casi equipara a lo que solicita el presidente.

 

La gran interrogante es: las bancadas oficialistas y sus aliados ¿atenderán las propuestas de los otros bloques? Si el primer año de legislatura se aliaron y obtuvieron la mayoría de votos. Por ejemplo, 115 de 160 para la aprobación del presupuesto, que más tarde por presión ciudadana debió ser engavetado pues no fue discutido ampliamente.

Walter Felix, diputado de URGN:

Sería nefasto que la bancada oficial y sus aliados continúen con esa práctica. Es nocivo que no tomen en cuenta las opiniones. Nosotros se los dijimos en la Comisión de Finanzas cuando se discutió el presupuesto, los alertamos que había situaciones no bien vistas, pero pasaron la aplanadora y ahí están las consecuencias.

La ruta

Erick Coyoy, exministro de Finanzas, señala las contradicciones del Ejecutivo en cuanto a la promesa de evitar gastos superfluos que contrastan en la práctica. Coyoy hace eco de las voces parlamentarias: el Gobierno puede evaluar readecuaciones presupuestarias de rubros no prioritarios.

Incluso recursos no utilizados del año pasado, así como no utilizaron los Q700 millones del CHN, igualmente hubo menos ejecución el año pasado fue del 90%. La caída de la recaudación no fue tan grande -como el propio ministro dijo- entonces hay disponibilidad de recursos, que podría reorientarse para financiar la vacuna, porque luego los van a asignar a otros rubros, pero el destino más importante en este momento es la vacuna.

El oficialismo no ve ese camino, Cándido Leal, diputado de VAMOS:

Como oficialistas les decimos: no esperen una readecuación. ¿cómo las vamos a financiar? Si nosotros mismos nos opusimos al presupuesto que habíamos aprobado de Q99.7 millardos, ahí estaba contemplado

Con las modificaciones por la pandemia, el presupuesto 2020 llegó a Q107 millardos: Q20 millardos de endeudamiento ante la crisis de la pandemia. El ministerio con mayor ejecución en 2020 fue Economía y Desarrollo Social con 96% y los que presentan menor cumplimiento son: Cultura con 65% y Comunicaciones con 69%.