Todo está listo para el cambio de mando de gobierno: Alejandro Giammattei recibirá la banda con la que asumirá en la presidencia de Guatemala.

Pero se han encendido las alarmas de la seguridad presidencial: Giammattei teme que algo pueda pasar este día, ha sido alertado por agencias de inteligencia sobre posible atentado en su contra, eso fue lo que declaró ayer:

Les puedo anunciar que hemos tenido que extremar las medidas de seguridad: se detectaron llamadas telefónicas, se le ha pedido asistencia a una agencia internacional, algunos pandilleros desde la cárcel han hecho amenazas”.

El evento en donde Giammattei tomará posesión del cargo se llevará a cabo en la sala Efraín Recinos del Centro Cultural Miguel Asturias aquella misma en donde hace 6 años cuando Roxana Baldetti, exvicepresidenta de Guatemala, ahora en prisión, recibió una bocanada de harina en el rostro,

El harinazo ¿se recuerda?:

“¿Por qué lanzaste harina a la vicepresidenta? Creo que tengo libre expresión, soy una ciudadana individual; si ellos tienen derecho a hacer circos y teatros, nosotros también tenemos derecho a expresarnos”.

Esas palabras eran las de Dairyn Cotón la joven que logró burlar la seguridad presidencial hace seis años condenada a 5 años de prisión por agredir a un alto funcionario.

Walter Zepeda, jefe de la Secretaría de Seguridad, lamentaba aquel suceso:

“Nosotros hicimos todos los procedimientos necesarios para que no fuera vulnerada la seguridad, esa bolsa de harina no la logramos detectar”

Dudan de amenazas

Eduardo Stain, exvicepresidente de Guatemala 2004-2008,  no da crédito a la expresado por Giammattei:

No creo yo que de parte de pandilleros pueda existir un riesgo inminente para el presidente electo. Riesgos contra la vida o la integridad personal son muy raros.

En tanto Rafael Espada, exvicepresidente del gobierno de Álvaro Colom, comenta:

Solo el hecho de que uno sea presidente o vicepresidente está expuesto, hay gente que solo por hacer algún conflicto tratan de atentar con la integridad física de una persona importante. Lo que hay que hacer es confiar en el equipo de seguridad. A mi nunca me pasó por la mente que alguien me hubiera querido matar o insultar.

En abril del año pasado, el ciudadano Roberto Rímola increpó e insultó a Jimmy Morales luego de una actividad pública:

¡Jimmy Morales a los tribunales! -mucho gusto- no te voy a dar la mano, ¿me podés decir que no te has robado ni un centavo? -Sí. primero ponete los lentes de Q70 mil. No sos ungido, sos un mal parido.

El mandatario demandó al ciudadano; sin embargo, un juzgado resolvió que insultar al presidente no es delito penal.

Al periodista Muntazer al Zeidi no le fue mejor, fue condenado a 9 meses de cárcel luego de que en 2008 lazó sus zapatos a Geroge Bush, quien recién había concluido su mandato presidencial en Estados Unidos y que se encontraba de visita en Irak.

Restricción a la prensa

Para esta toma de posesión el acceso a la prensa será limitado, los periodistas acreditados no podrán llegar a la sala donde se llevará acabo la investidura, tampoco podrán acceder a los invitados. Algunos reporteros han interpretado las alertas de amenazas de  Giammattei como una justificación a la poca libertad que la prensa tendrá para hacer su trabajo. El exvicepresidente Stein por su parte opina:

La restricción a la prensa no tiene nada que ver con seguridad, debe ser instrucción del presidente saliente.

Otro aspecto de seguridad es la restricción del paso peatonal o vehicular por la zona hotelera en donde se hospedan las delegaciones internacionales. Las calles aledañas al Congreso, Palacio, y Teatro Nacional también están cerradas desde ayer.

Amilcar Montejo on Twitter

Cierres viales por operativo en el marco de transición de gobierno en República de Guatemala para martes 14 de enero 2020. Atención zona hotelera, centro histórico y centro cívico. @ConsejoMontejo: utilice bulevar La Asunción, avenida Elena, bulevar Liberación y Calle Martí. https://t.co/qmiUd1owff