Recibe los #ReportesConCriterio de Henry Bin, directo en tu buzón.

Los adultos constantemente se meten en problemas financieros por el simple hecho de no saber cómo manejar ciertas situaciones o decisiones que tienen que ver con el manejo del dinero.  Muchos ignoran en qué exactamente consiste el uso adecuado de una tarjeta de crédito o simplemente saber que su dinero está a punto de acabarse.

Alex Gudiel, experto en finanzas personales de ZonaCero, comenta que lo ideal es educar a los niños sobre finanzas personales desde temprana edad.  Gudiel identifica como un período importante y crítico los años en que cursan la primaria ya que es donde aprenden más rápido y todo se basa en conceptos.

Lo importante, enfatiza, es no hablar tanto de términos numéricos, sino enfocarse más en términos personales. Por ejemplo, se les puede enseñar que aprendan a valorarse por lo que son y no por lo que tienen e insistir en que de tener problemas financieros deben buscar ayuda.

En las familias este tema es un tabú. Cuando hay poco no se dice y cuando hay mucho tampoco porque no queremos decirles que hay problemas en casa.

Alex Gudiel

experto en finanzas personales de ZonaCero

Tres conceptos vitales para enseñar a los niños

  • Piensa Bien de ti. Hay que enseñarles a tener un buen concepto de uno mismo. Tener una buen autoestima y positivismo les motiva para lograr lo que se propongan.
  • Dilo Bien. Que siempre hablen bien de sí mismos. No hablar de escapes sino de cómo pueden alcanzar las metas que se propongan.
  • Hazlo Bien. Se debe educar a los niños y enseñarles a que todo lo que se hagan en la vida, lo hagan bien, lo mejor posible.

Pero no solo son conceptos de positivismo.  También es importante enseñarles y explicarles cómo ahorrar, qué es el ahorro y hasta abrirles una cuenta en una institución bancaria para que adquieran ese hábito.

Hay que educarlos para que aprendan que, si quieren algo en la vida, deben buscar la forma de acelerar el proceso. La solución más rápida no es ir a ver quién nos presta el dinero para obtener lo que queremos, lo mejor es trabajar por ello, puntualiza Gudiel.