Recibe los #ReportesConCriterio de Henry Bin, directo en tu buzón.

Dinosaurios, OVNIS y cartones de lotería no suelen ser imágenes en el barco de la propaganda electoral en Guatemala. Pero el 2019 fue testigo de cómo un partido timoneó una campaña llena de criaturas prehistóricas, extraterrestres y juegos de azar: el Movimiento para La Liberación de los Pueblos (MLP). La pregunta es: ¿cómo y quién diseñó una propaganda fuera de lo común en este país?

Un joven integrante del equipo de comunicación del MLP afirma a ConCriterio que el proceso creativo para crear cada pieza propagandística dependió de las experiencias de vida de cada uno de los 8 comunicadores, quienes utilizaron programas como Photoshop y Canva para la realización de cada muestra.

“La estrategia no es rígida sino más bien fluctuante, flexible. Lo que sí pactamos fue crear una imagen, que bastantes veces recurre al uso de íconos culturales que generan complicidad entre quienes nos observan y nosotros”, comenta.

Los miembros de la unidad de comunicación prefieren permanecer en el anonimato. El entrevistado dijo que no decían su nombre para no empañar el esfuerzo colectivo del partido.

Para elaborar imágenes, el equipo de comunicación del MLP dice que se vale de íconos culturales que generan complicidad entre el partido y la audiencia.

Aunque el procedimiento no fue rígido, siempre hubo una intención detrás de cada publicación: transmitir realidades familiares para la audiencia. Así lo explica Edvin Sánchez, el coordinador de campaña:

“Lo que buscamos fue crear imágenes que transmitan la realidad de los que conformamos el partido. Por eso cosas tan cotidianas como subir fotos de Thelma Cabrera en el huerto o poner ilusiones ópticas que digan que somos movimiento. Queremos que las personas se sientan más familiarizadas con nosotros”.

Francisco García, un publicista con de 42 de experiencia en el mercado guatemalteco, premiado en especial por su ingenio y creatividad, apunta que la fortaleza de la campaña del MLP radicó en que, lejos de mostrar “solo al candidato o un plan”, presentó “una actitud de cambio radical” en la política. Así lo interpreta:

Lo que hicieron fue único en el mercado político guatemalteco. Cuando me planteo como la resistencia eléctrica, estoy diciendo que no estoy de acuerdo con el status quo. En una escena de ovni con un ‘no estamos solos’, digo que hay varios que pensamos igual. La analogía del meteorito y el dinosaurio es interesante: estoy sosteniendo que represento un cambio de era después de la política arcaica”.

José Melgar, analista de comunicación política, asegura que ese valor diferencial de la campaña del MLP le proporcionó una ventaja adicional: el crecimiento orgánico en redes sociales.

“La producción no es la mejor, como la de CREO o VAMOS, que se nota que tienen presupuesto. Pero la campaña ha logrado generar un alcance espontáneo, sobre todo en Twitter y supera a partidos de corte similar, como Winaq. Por eso se ve tanto apoyo de los simpatizantes. Hasta ellos mismos han elaborado contenido sin necesariamente estar afiliados al partido, como los afiches de #ElijoDignidad”, dice.

Simpatizantes del partido también elaboraron propaganda a favor de la candidata presidencial del MLP, Thelma Cabrera. (Crédito: elijodignidad.org)

De acuerdo con la plataforma Spout Social, la diferencia entre el nivel de interacción es evidente. En el último mes, la cuenta de Twitter del MLP Metropolitano creció un 67%, mientras que la de Winaq disminuyó un 8%.

Pero no todo es color de rosa. García sostiene que hay una debilidad en una propaganda que se recurre a íconos culturales que deben compartir los emisores y los receptores: el mensaje no cuaja con toda la audiencia.

“El objetivo de una comunicación política es ganar a la mayoría. Tenés que lograr hablarle a todos, y esta campaña solo le habla a un grupo que tiene la capacidad de relacionar un dinosaurio a un partido. Los usuarios de Twitter sí saben, pero hay quienes no conocen que hay un aparato eléctrico que se llama resistencia y no comprenden el mensaje. Se basan en referencias mentales que no todos tienen. Estar un paso adelante es bueno, estar dos es peligroso”.

Según la última encuesta electoral, levantada por la firma ProDatos, Thelma Cabrera, la candidata presidencial por el MLP, disputa el tercer puesto en la intención de voto gracias a un empate técnico con Edmond Mulet, del Partido Humanista, y Roberto Arzú, de PAN-PODEMOS. Cabrera suma 7.6%; Mulet, 8.5%; y Arzú, 8%. El margen de error del estudio es de 2.8%.

Nota del Editor:

El segundo párrafo de esta nota fue editado. En principio informó que el MLP no siguió una estrategia definida para crear su propaganda, pero el equipo aclaró que el plan consistía en escuchar a cada colaborador. 

Una afiliada al partido aclaró la afirmación original de que los programas de diseño que utilizaron eran gratuitos y explicó que el software fue donado. 

(Junio 17 21:36 horas)