El diputado Álvaro Arzú Escobar asumió la presidencia del Congreso sin obstáculos. Ninguna de las bancadas de oposición fue capaz de presentar una planilla o pronunciarse contra el candidato que contaba con la bendición del Ejecutivo.

Arzú Escobar asumió el cargo cinco meses después de que su padre, el alcalde capitalino, Álvaro Arzú revelara su apoyo incondicional al presidente Jimmy Morales por declarar Non Grato a Iván Velásquez, jefe de la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala (Cicig).

El mensaje de ambos organismos del Estado va en la misma vía. Tanto Arzú Escobar como Morales coincidieron durante el discurso de Segundo Informe de Gobierno presentado el domingo en el Legislativo de que el poder es de los elegidos y no de los electores y que no se debe “ceder” a presiones sociales ni mediáticas.

“Vamos a escuchar a la ciudadanía, a la comunidad internacional y a los grupos organizados. Eso sí, no vamos a permitir que intenten decidir por nosotros que traten de dictarnos qué debemos hacer bajo medidas de hecho o de presión”, dijo Arzú Escobar, vamos a exigir respeto al poder legislativo, a su trabajo, a las decisiones que tomaremos”.

Minutos después Morales lo secundó: “Los poderes políticos republicanos se eligen en las urnas y lo elige el pueblo y ese poder debe ser ejercido por quienes fueron electos no por presiones mediáticas, ni fácticas”.

La advertencia de los funcionarios sobresale en el inicio de este año en el que se decidirá quién será el próximo fiscal general del país.

Elección Exprés

El sábado la plenaria comenzó con la juramentación de la comisión de postulación para la elección a fiscal general, después se realizó la votación por la junta directiva.

Como la única planilla presentada era la que integraba Arzú Escobar la elección fue rápida y sin interrupciones. El diputado unionista necesitaba 80 votos para ganar y obtuvo 92 versus 56 que manifestaron su rechazo.

“Esta nueva Junta Directiva es producto de una negociación espuria, el presidente Jimmy Morales se equivoca pensando que teniendo el control de la junta directiva va tener el control del congreso”Esa fue la reacción del diputado Orlando Blanco de la UNE, tras la elección de la nueva Directiva, en tanto el congresista, Leonel Lira opinó que se crearon condiciones para que la planilla no tuviera competencia.

“Lamentablemente no habían condiciones, hubo algunas negociaciones, algunos pactos para que fuera planilla única”

Al finalizar la sesión Arzú Escobar reconoció que había buscado apoyo con todas las bancadas y negó haber tenido reuniones con el presidente Morales a la vez que rechazó los señalamientos de pagar por los votos. “Se ha hablado mucho de cuál va a ser mi agenda ante la Cicig y el Ministerio Público, mi posición va a ser institucional como presidente del Congreso, mis opiniones personales, mis ideas se quedan en mi casa”.

La Junta Directiva del Congreso quedó integrada por: Felipe Alejos del partido Todos, primer vicepresidente; Javier Hernández Ovalle del Frente de Convergencia Nacional (FCN), segundo vicepresidente; Alejandra Carrillo del Movimiento Reformador, tercera vicepresidenta; Estuardo Galdámez, FCN, primer secretario; Karla Martínez, Alianza Ciudadana, segunda secretaria; Juan Ramón Lau, TODOS , tercer secretario; Jaime Lucero, UCN, cuarto secretario; y Elza Cu, Movimiento Reformador, quinta secretaria.