Un juzgado está cerca de concluir el proceso de extinción de dominio a las propiedades de Byron Lima Oliva, convicto asesinado en prisión en julio de 2016. Las investigaciones del Ministerio Público (MP) dan cuenta que, el capitán, condenado en 2001 por la ejecución de Monseñor Juan Gerardi, erigió una fortuna millonaria en la prisión.

Luis Lima Oliva, hermano de Byron Lima Oliva, toma la palabra durante la audiencia de extinción de dominio de propiedades del convicto, asesinado en prisión en julio de 2016.

La investigación de los fiscales ha revelado que dentro de la prisión, Lima Oliva invirtió, en los últimos 4 años, al menos US$10 millones en bienes inmuebles. Era además propietario de vehículos de alta gama. Entre estos un Porsche, el cual le vendió Gustavo Martínez, el exsecretario privado del expresidente Otto Pérez.

Escuche la nota de Henry Bin.