El 29 de abril una joven denunció que fue víctima de una violación sexual en uno de los sótanos del estacionamiento del Centro Comercial Arkadia.

La fiscalía de la Mujer del Ministerio Público salió al paso y en el programa ConCriterio del martes 13, la fiscal a cargo del caso, María José Gómez Batres, dijo en entrevista telefónica:  “el Ministerio Público le cree a la víctima”. La abogada declaró que el relato de la chica, sustentado con prueba científica, se presentó ante el juez que ordenó el arresto de un guardia de seguridad de dicha plaza comercial como principal sospechoso.

¿Qué pasó en el Centro Comercial?

Gómez Batres explicó que, según la denuncia presentada por la  víctima,  los hechos ocurrieron en  la madrugada del 29 de abril de 2017.  Entonces  la joven caminaba sola en el sótano del centro comercial en busca de su vehículo, según narró, pero no encontraba dónde estacionó el carro. Entonces fue abordada por un guardia de seguridad quien supuestamente iba a ayudarla, pero fue quien la violó.

En este caso  la unidad de delitos sexuales del MP realizó la diligencias en el  plazo de 24 horas,  después de ocurrido el incidente, para posteriormente evitar la revictimización de la víctima.

La funcionaria consideró que hubo dos factores que hicieron vulnerable a la joven: ser mujer e ir sola en el estacionamiento a esa hora. Aún no se determina si ella estaba bajo efectos de alcohol, un factor sobre el cual, el agresor debió tomar mayor ventaja.

En este momento la investigación es preliminar y el Ministerio Público aún no interrog al guardia de seguridad de Arkadia a quien se le acusa del delito de violación con agravación de la pena.

En una conferencia de prensa este miércoles 14 de junio, una vocera del centro comercial anunció que Arkadia se une como querellante adhesivo a la víctima en su acusación. Es decir, acompañará a la chica en el proceso para colaborar en las investigaciones.

Escuche la intervención de la fiscal.