Las voces de protesta de las plazas revivieron el fin de semana, las imágenes mostraron que miles de personas reunidos en sus localidades, como sucedió en 2015 durante la administración de Otto Pérez Molina y Roxana Baldetti, cuando la indignación tomó protagonismo ante la corrupción.

Durante la el gobierno patriota la protesta empezó con movimiento de pequeños colectivos, hasta que creció y alcanzó a buena parte de la sociedad. Hoy, el gobierno del presidente Alejandro Giammattei parece ir en avanzada: la plaza se llenó al primer llamado, cuando apenas transcurren diez meses de su administración.

Alex Aguilar, de 28 años, comerciante y estudiante universitario y quien participó en las protestas de 2015, llegó a la plaza el fin de semana:

Es producto del descontento de la ciudadanía, es porque ya rebasaron del nivel de corrupción y de impunidad. Estamos viviendo el mismo contexto, diferentes personajes y diferentes líderes. 

En el Centro Histórico los escenarios fueron dos y las fuerzas de seguridad una: actuaron indistintamente en represión hacia los manifestantes, tanto en la Plaza de la Constitución donde la manifestación era pacífica y en familia, como en alrededores del Congreso de la República, en donde hubo enfrentamientos con civiles. Francisco Rivas, exministro de Gobernación, cree que existieron instrucciones tanto del Congreso como del Ejecutivo:

No hubo una diferencia en los dos espacios donde se estaba manifestando, en una fue evidente la reacción violenta; pero por otro lado, en la plaza había niños y personas de la tercera edad manifestando libremente y que reprimieran a estas personas, es vergonzoso. Debieron llegar agentes que están especializados para dialogar con manifestantes y como último recurso usar la fuerza, pero lo que refleja es que no hubo organización.

El exminstro lamenta que no existió espacio para el diálogo y que no se respetó los derechos de los manifestantes, pero cree también que hubo otros intereses y que el objetivo era deslegitimizar la protesta:

Seguramente fueron instrucciones de la Presidencia a un ministro que tiene poco tiempo de haber sido designado, decepcionado del ministro también porque trabajó en el viceministerio de prevención; seguramente fue una respuesta de la mafia política de reprimir a manifestantes en la Plaza y Congreso.

 

Gendri Reyes, en un mensaje grabado la noche del sábado, dijo que manifestar es un derecho siempre y cuando non se altere el orden público:

“Un grupo de personas atentaba a través de actos terroristas, lanzando bombas incendiarias para destruir los edificios del congreso, lanzaban piedras y utilizaban armas”.

El exministro Rivas no obstante cuestiona los hechos ocurrido en el Organismo Legislativo: Es sospechoso porque en otros momentos siempre se ha observado un amplio cerco de agentes policiales alrededor el Congreso, pese a que se sabía que iba a haber una manifestación significativa, la PNC tampoco inició el diálogo. Entonces el MP tendrá que investigar de quién la responsabilidad.

Orlando Blanco, diputado de la UNE y presidente de la Comisión de Derechos Humanos del Congreso, sospecha que hubo infiltrados a quienes se les abrió las puertas del congreso para prender fuego y responsabilizó a Allan Rodríguez, presidente del Congreso y a la Junta Directiva:

“Los actos iniciaron por jóvenes infiltrado de maras y estamos indagando si también participaron policías”

Al cierre de la edición el Congreso no se pronunció, el Ministerio Publico dijo que se investigan los hechos.

La Policía Nacional Civil reportó la captura de 37 personas en medio de la jornada de protestas, entre estos estudiantes, abogados, un profesor de yoga, y fotógrafos. En las audiencias un defensor expuso ayer:

Hoy vemos cómo estos jóvenes salieron a manifestar en su libre derecho, pero no es posible que se les quiera reprimir de esta manera, pero en esta tarjeta judicial no existe ningún indicio, por lo cual no pueden ser procesados.

 

 

El juez Mario Godoy resolvió declarar falta de mérito y poner en libertad a los capturados ya que dijo que el Ministerio Público (MP) no presentó elemento en la acusación:

“El Ministerio Público dijo que no hay evidencia material, entonces cuál es objetivo de esta audiencia si no tememos esos elementos”

Francisco Riva trae a la memoria las manifestaciones contra la corrupción

“Es lamentable la reacción de la PNC, como exministro de gobernación me siento avergonzado, pero entiendo que la policía fue un instrumento de la política mafiosa que está en el Congreso y Ejecutivo, que seguramente de ahí s emitió la orden de represión y lo digo con causa porque yo las recibí llamadas y órdenes para reprimir a la población: de todos lados, Ejecutivo, Congreso y sector privado”.