Luis Rodolfo Escobar, director del Sistema Penitenciario, descartó este martes la existencia caso positivos de Covid-19 en los 21 penales del país donde se resguardan a 26 mil 333 reclusos.

De las 21 cárceles, las alarmas se encendieron en Mariscal Zavala, la prisión que alberga a antiguos dirigentes políticos y empresarios del país vinculados con casos de corrupción: allí hay 274 privados de libertad, entre ellos el expresidente Otto Pérez Molina, quien ya se cuenta entre las personas más vulnerables al Covid-19.

ConCriterio tuvo acceso a una grabación de audio de uno de los privados de libertad rechazan la versión del director de presidios y dicen que hay dos casos sospechosos a los que no se les ha prestado atención:

«El primero es un joven de 22 años, que presentó fiebre, diarrea, dolor de garganta y cuerpo generalizados y, dio su consentimiento para aislarlo. El segundo caso es un hombre de 46 años, diabético, con hipertensión arterial, principió con fiebre por dos días, escalofríos, dolor de pecho y al ser evaluado por un médico del Sistema se solicitaron las pruebas para ambos pero no han sido efectuadas»

Un de los sospechoso de padecer Coronovirus es un exdiputado. Las alertas fueron emitas por sus propios compañeros de prisión en donde incluso hay doctores, como el exministro de Salud, Jorge Villavicencio.

Sobre esas señales, el director de presidios dijo el martes en conferencia de prensa:

“¨Pero no quiere decir que esto era el coronavirus”.

Pedro Muadi, el expresidente del Organismo Legislativo, condenado en marzo pasado a 30 años de prisión por un caso de plazas fantasma en el Congreso de la República. Es otro de los residentes de Mariscal Zavala y su abogado Juan Guevara externó su preocupación:

Actualmente la Corte Suprema de Justicia no se ha pronunciado sobre las medidas a tomar si hubiera un caso positivo, tampoco el Ministerio de Gobernación ha dicho como se van a atender los casos; si hay emergencia pueden sacarlos, pero el problema es qué hospital los va a recibir.

Guevara aclara que no se ha podido comunicar con su cliente debido a que las visitas a las cárceles están suspendidas. Y aunque este reportero entrevistó al familiar de un recluso, quien afirmó que aún ingresa, las autoridades niegan  que existan visitas .

El director del Sistema Penitenciario también rechazó que improvisarán ante una eventual emergencia y, aunque admite dificultades, afirma que están preparados:

Tenemos hacinamiento, pero contamos con algunas iglesias y vamos a utilizar estos espacios para hacer un hospital temporal. Ahora si necesita un intensivo, deberá ser trasladado a los hospitales de emergencia.

Gerardo Villamar, Defensor de los privados de libertad de la oficina del Procurador de Derechos Humanos, señaló que han solicitado los planes de reacción, pero:

Lo hemos estado pidiendo por escrito, porque si tienen protocolos que nos los compartan. Los mismos privados de libertad son quienes han adoptado sus mecanismos de control e higiene. Hay lugares en donde ellos elaboran el gel y jabones; al principio se les entregó algunos insumos, pero no fue suficiente.

Colombia y República Dominicana reportaron en la última semana al menos 15 casos positivos de Coronavirus en las cárceles de cada país.

En Guatemala puede ser una falsa alarma, pero lo cierto que en las prisiones las enfermedades aquejan a los privados:

La Oficina Contra la Tortura reportó que 2 mil 112 personas padecen enfermedades crónicas: hipertensión, diabetes, sobrepeso; además hay 45 reos con tuberculosis, lo cual también las vuelve vulnerables al Covid-19.