El Instituto Guatemalteco de Seguridad Social (IGSS) acumula a junio de este año una deuda histórica por cuotas patronales a la seguridad social de Q2.3 millardos. De ese cúmulo son responsables 17 mil 801 patronos morosos, cuyos montos de deuda se distribuyen así:

 Q1.2 millardos corresponden al sector privado
 Q847 millones gobiernos locales o municipales
 Q313 millones entidades descentralizadas no empresariales

Detrás de esos números hay otra cifra de impacto social:

• 135 mil 641 de los 1.2 millones de afiliados no pueden recibir los servicios del IGSS, según la institución “estos afiliados no acreditan derechos por patronos en situación de deuda”

 

 

Daniel Reyes, Defensor de las Personas Trabajadores de la Oficina del Procurador de Derechos Humanos:

Los acuerdos lo establecen: patrono que no cumple, patrono que se inspecciona y se le sanciona. El IGSS debe tener una relación muy coordinada con el ministerio de Trabajo para tener es tutelaridad conjunta.

Edgar Arana, vocero del Ministerio de Trabajo, aunque no aportó estadísticas señala que las denuncias por la falta de prestación de servicios por cuotas patronales atrasadas son mínimas.

“El Ministerio de Trabajo realiza verificaciones de diferente tipo; ya sea operativo de bono 14 u otro tema específico, pero en cada supervisión lo que se pide es: la constancia de inscripción y pago de cuotas al IGSS y cuando no se encuentran estas circunstancias se ponen previos y luego se podrán las sanciones respectivas por no tener estas documentaciones en regla”.

Reyes en cambio refiere que tanto trabajadores como el Seguro Social deben denunciar ante el Ministerio Público.
Muy posiblemente esa deuda quedó estancada ahí y ya no se atendió a los trabajadores y no se realizó el cobro judicial a esas empresas y es una deuda que se tiene con la institución.

Durante esta pandemia, agentes de Policía Municipal de Transito denunciaron que no se le quería atender porque algunas de sus cuotas no estaban cubiertas. El IGSS salió al paso a decir que se les atendería.

El funcionario del PDH dice que, en efecto, que no se puede dejar de brindar los servicios:

Debe atender a las personas en situación de emergencia, donde peligra la vida, es su responsabilidad y luego de estabilizarlos pueden llevarlos a hospitales nacionales.

El Seguro Social respondió a través de su oficina de relaciones públicas que los patronos morosos descritos en esta nota no están incluidos aquellos acuerdos suscritos para diferir las cuotas patronales. Para aquellos fuera de estos, la institución podrá tomar las acciones correspondientes por el incumplimiento de acción pública contra la institución.