Labymed S.A es la empresa a la cual el Ministerio de Salud concedió el 16 de abril un contrato por Q2.5 millones para la adquisición de 4 mil pruebas para detectar Covid-19. El negocio está bajo cuestionamientos de su competencia en la adjudicación: ATP Diagnostica S.A dice que hay indicios de que las autoridades eligieron a dedo a esta corporación.

José Rudy Lara, químico biólogo encargado de ventas de ATP Diagnóstica, explica su argumento:

“Ellos –Labymed S.A- mostraron en fotografías que ya estaban instalando el equipo semanas previas a la adjudicación”

Lara habla del lector de las pruebas de Covid-19 instalado por Labymed el 7 de abril, según lo reportó el ministerio de Salud con fotografías en la página de Facebook.

El Ministerio de Salud le abrió la puerta a Labymed como donante y ya instalado en casa le adjudicó el millonario contrato.

Con el lector de pruebas de esa compañía, las muestras  de otros oferentes –en caso fuesen seleccionados- no pueden procesarse ya que el laboratorio debía instalar sus propios instrumentos lectores. El representante de ATP sospecha pues, dos semanas antes de la adjudicación, su competidor ya había instalado su equipo y luego el contrato millonario.

Iñaki Altuna, director ejecutivo de Labymed S.A, confirma que su compañía instaló el equipo desde hace dos semanas y explica que fue debido a la donación de pruebas, las cuales, por falta de abastecimiento, llegaron dos semanas después:  el lunes pasado llegaron 200 al parque de la Industria; y hoy entregarán 50 al hospital Roosevelt. El ofrecimiento total es de 600:

–Yo no tengo ningún compromiso y no tengo nada firmado de que me tengan que comprar nada. El equipo está a disposición del ministerio si a mí me dicen: agárrelo, lléveselo porque van a instalar otro, yo no tengo ningún problema.

–Las suspicacias es porque ustedes el 7 de abril instalaron el equipo que es el lector de sus pruebas y ahora se les adjudica el negocio.

–Pero lo pusimos antes porque ofrecimos donar pruebas.

ATP Diagnostica, la empresa que presentó las objeciones contra Labymed S.A., ofertó las 4 mil pruebas por Q96 mil menos, sin embargo la compañía no fue tomada en cuenta de acuerdo con la junta de evaluación porque no contaba con el aval de la Food and Drug Administration (FDA). Su representante afirma lo contrario:

“Nosotros adjuntamos dentro de nuestra inconformidad el documento que sí se cuenta con el FDA”, además señalan que su producto es más barato. Lara dice que esperan esta semana la respuesta del Ministerio de Salud, de lo contrario anuncia acciones legales.

Bajan costo de las pruebas

La situación crea incertidumbre en Labymed y ante la duda, su director ejecutivo aprovecha para anunciar una noticia: un descuento en las pruebas con lo cual el contrato bajaría de Q2.5 millones a Q1.7 millones:

Creo que si llegaran a cancelar la compra y la volvieran a subir nuestra oferta ya está oficial a Q448 como transacción no comercial. Si en caso se llegara a quedar, nosotros entregaríamos una reposición del producto que haga la diferencia del precio de Q200 como compensación de las pruebas. Nosotros tenemos un precio de Q648 –por prueba- que es para operaciones comerciales y de Q448 para operaciones no lucrativas, el problema fue que no teníamos acceso a las pruebas con subsidio que otorga la organización HBDC”

Una duda que surge es: si ni siquiera pudieron tener a tiempo las pruebas de donación, ¿cómo garantizan que los requerimientos vendrán en tiempo de emergencia y no después?:

Ese es un punto que nosotros aclaramos en nuestra oferta: vamos entregar conforme recibamos producto de fábrica, porque actualmente solo recibieron Ecuador, Perú, Brasil, Guatemala y México. Tenemos el ofrecimiento que vamos a recibir mil pruebas semanales a partir de la próxima semana.

En tanto, competidor admite que cualquier empresa tendrá problemas para abastecer al mercado nacional:

Es una situación que está pasando la marca de ellos, la marca nuestra, una tercera y una cuarta. Todas están con la misma situación a nivel mundial y que vengan a nuestro país es una labor titánica por cada empresa.

Las pruebas contratadas son rápidas: contrario las que se aplican actualmente en el país cuyos resultados duran entre 3 y 5 horas; con estas se sabría si un caso es positivo o negativo en 45 minutos y eso hace que tengan más demanda en el mundo.

Labymed es una empresa dedicadas a la venta de productos médicos,  fue constituida el 26 de septiembre de 2002 y en  2004 comenzó a contratar con el estado y a la fecha ha ganado 11 mil 183 contratos que suman Q720 millones. El año que más adjudicaciones obtuvo fue en 2019 con 2 mil 495 eventos que sumaron Q146 millones. Este año, en menos de 4 meses ya han alcanzado Q62.5 millones, tiene 4 representantes: Antonio, María José e Inaki Altuna Penagos e Inaki Altuna Rodríguez.

La tercera empresa que presentó oferta fue Distribución de Productos Hospitalario Importados, la cual quedó fuera por presentar el expediente fuera de tiempo. La compañía presentó queja porque, según su representante, en una oficina del ministerio de Salud les recibieron el expediente y posteriormente les dijeron que era en otra. Esta tercera ofertó por Q1.9 millones, la propuesta más económica.

Al cierre de esta nota el ministerio de Salud respondió que evaluarán los señalamientos con el asesor legal de la cartera.