¡Ya no aguantan! Es la expresión de los médicos del hospital provisional del Parque de la Industria. A paso lento y solo después de que sus quejas fueron públicas, hubo respuestas de parte de Salud Pública: provisión de equipo y mejor alimentación. Aunque no es suficiente aún.

La seguridad sanitaria no está cubierta del todo y después de cada turno ellos deben volver a casa, donde están los hijos, parejas y papás, que en muchos casos son considerados vulnerables por la edad.  Hay algo más y que hace insostenible para ciertos médicos continuar en su puesto: han pasado dos meses y el sueldo no llega, así lo relata uno de ellos que guarda el anonimato. Él considera renunciar:

“Las cuentas no se pagan solas, van creciendo. Si no hubiera dinero, yo entendería; si hay atrasos administrativos comprensibles, yo entendería. Pero no es aceptable que a esta fecha no haya un contrato para mí.

Otra médica entrevistada por ConCriterio, no soportó y renunció:

Empezando mayo nos dimos cuenta que las mascarillas que nos estaban dando ya no eran las N95, sino otras que no tenían un sello para estar protegidos. Entonces yo, por ser mayor de 50 años dije:  si no se nos proveía, ya no iba a ser turno. Se nos decía que sí habían N95, pero estaban reservadas para el personal del laboratorio, quienes sí tienen contacto directo con el paciente y nosotros debatimos que nosotros también teníamos contacto directo, porque los teníamos que revisar. Al final, accedieron a darnos las N95 con la condición de que nos fuera útil en tres turnos”.

La doctora tras prestar sus servicios por casi dos meses se va sin haber firmado un contrato. Las autoridades le han hecho promesa de pago, pero debe concluir el proceso de dependencia en dependencia y llenar distintos requisitos.

Condiciones mínimas:

  • Un contrato
  • Equipo de bioseguridad garantizado
  • Cobertura en caso de contagio

Esa son las tres condiciones que el otro doctor pide a las autoridades para no dejar el servicio:

 “Nosotros necesitamos tener la certeza de un contrato que sea de acuerdo a las actividades que realizamos -y no importa que sea por cuatro meses-, pero que se nos reconozca como trabajadores del Ministerio de Salud porque nos tienen como que fuéramos una compra en el renglón 182 y nosotros lo que queremos es que haya un cambio en la dignificación del gremio porque somos los que estamos más en riesgo”

A este doctor el gobierno le adeuda Q32 mil por dos meses de trabajo: 

“Uno no puede venir y decirle a los colegios: miré le voy a pagar cuando el Parque de la Industria me pague y por lo tanto esto se ha vuelto insostenible”.

El médico reconoce que hay cambios: ahora les proveen mascarillas N95 y la comida es de mejor calidad:

Pero el equipo no es solo la mascarilla, también hay overoles, pero uno tiene que rogar porque lo den y a veces les dan batas de nylon y caretas que se empañan.

Mala atención a pacientes

El malestar de los médicos no es solo la falta de contratos, la falta de pago y la falta de equipo; también el trato a los pacientes:

Yo empecé desde que el hospital empezó a funcionar el 23 de marzo y el 12 de mayo decidí -renunciar- porque no me gustó como se estaba manejando los hisopados de los pacientes. Los protocolos dicen una cosa y como se tarda mucho no se cumple: el protocolo dice que si un paciente ingresa con resultado positivo se tiene que hacer otro a los 10 días, si a los 10 días da positivo, se debe repetir a los 03 días y si daba negativo, a las 24hrs. Pero los resultados se tardaban tanto que los pacientes tenían hasta 03 resultados pendientes y, a veces, llegaban los tres juntos y: tenían dos negativos y un positivo y entonces no se podía ir y los pacientes pensaban que se le estaba engañando.

 El domingo en su mensaje a la nación el presidente Alejandro Giammattei enlistó los insumos por adquirir, a lo cual los doctores no dan crédito: 546


“Se ha hablado mucho de que no hay suficiente inventario de productos necesario en los hospitales y quiero demostrarles que eso no es del todo cierto: tenemos 107 mil mascarillas N95, y se pretenden comprar 5.5 millones, visores hay 11 mil 905 y prevemos comprar 910 …”

ConCriterio solicitó al Ministerio de Salud información sobre los contratos de médicos autorizados a la fecha, pero al cierre de la nota, la oficina de comunicación no dio respuesta. Esta semana la oficina del Procurador de Derechos Humanos reportó el contagio de 30 médicos y la Junta Directiva de doctores del hospital Roosevelt advirtió que en ese hospital suman 50 profesionales contagiados.