El Ministerio de Relaciones Exteriores entregó una herramienta de retraso procesal a los abogados defensores en casos penales a cargo del Ministerio Público y la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG), luego de que anunció la no renovación o la revocatoria de visas a funcionarios de la entidad internacional.

A partir de ahora el argumento de los defensores para retrasar el avance de los procesos podría fundamentarse en que los acusdores o mandatarios de CICIG no tienen los permisos legales para permanecer en el país y acompañar los casos. Así lo creen algunos abogados como Elvin Díaz, exsubsecretario del Ministerio Público: Con la intención de no permitir el ingreso de Iván Velásquez algunos abogados han utilizado ese argumento en algunas audiencias.

El abogado penalista, Oswaldo Samayoa cree que lo que se  busca es afectar la individualidad de los funcionarios de CICIG para ponerlos en una situación de zozobra y por lo tanto afectar las investigaciones. Sin embargo, afirma que dichos funcionarios no requieren de una visa para permanecer en el país ni para realizar su trabajo:

No necesitan las visas, ellos son parte de una estructura orgánica que está dentro del artículo 5 del convenio firmado entre Guatemala y Naciones Unidas, esa estructura orgánica es el Comisionado, el personal extranjero y nacional y una secretaría administrativa; ellos son parte de una misión específica  que tiene como parámetro tener un contrato vigente para desarrollar sus funciones.

No obstante cree que la defensa podría tomar ese argumento como parte de una estrategia para retardar la justicia:

Pero no debería afectar, ellos pueden seguir participando, sin duda abogados de la defensa van a decir que por no tener visa la persona no debe participar y lo van a utilizar para retrasar los procesos esperando que termine el mandato de la CICIG.

Los defensores, por su parte, tienen opiniones encontradas:

Cesar Calderón, abogado del expresidente Otto Pérez, afirma: Para mí el que no tiene visa de trabajo no debería de trabajar. No es porque sean funcionario de CICIG sino porque son reglas internacionales.

Fernando Guerra, exdefensor del exvicepresidenta, Roxana Baldetti comenta: No debería de afectar al desenvolvimiento de  los casos porque al final del día la postura procesal es una postura institucional.

Entre los funcionarios a los que se les revocó la visa se encuentran investigadores y mandatarios de casos como: Botín Registro de la Propiedad -en el cual enfrentan juicio el hijo y el hermano del Presidente- Caso La Línea, Traficantes de Influencias -en el cual está vinculado el diputado Felipe Alejos- además, el caso de financiamiento ilícito de FCN-Nación. Sobre esto el abogado Elvin Díaz, opinó:

Pareciera como que se seleccionaron a aquellos funcionarios de CICIG que llevan casos importantes y eso genera desconfianza.

El personal de CICIG puede permanecer en Guatemala mientras el  convenio esté vigente, afirma Samayoa:

Cualquier acción por retener sus pasaportes sería una violación al artículo 17 del código de migración que les prohíbe esa retención, cualquier intento de captura para sacarlos del país, sería ir en contra de la legislación guatemalteca.